El Chartismo

Una parte bastante amplia del llamado “análisis técnico” se compone del “chartismo”. Se trata del estudio de la evolución de los precios a través de la observación de un gráfico de cotizaciones. A raíz de aquí, esta disciplina de análisis se ha ido ampliando y desarrollando con otras técnicas complementarias; dando de este modo nacimiento a lo que hoy conocemos como análisis técnico. Muchas personas prefieres esta forma de estudio más esotérica frente a los indicadores técnicos y muchas veces se conjugan ambas. Con la evolución de la informatica existe software que te puede dar la probabilidad de éxito de un patrón en un activo determinado. Sin duda algo interesante.

chartismo

 

¿Qué es el Chartismo?

El chartismo es el estudio de los gráficos (chartismo viene del término inglés “chart” que en nuestro idioma se traduce como “gráfico”), con el fin de identificar movimientos en los precios que nos indiquen dónde está la oferta y en qué niveles aparece demanda. Al determinar las fuerzas que actúan en el mercado podremos decidir y actuar en consecuencia.

Es el origen del análisis técnico y una parte importante del mismo; junto con los indicadores técnicos y otras herramientas analíticas aplicadas sobre los gráficos de las cotizaciones. El chartismo no es exclusivo ni excluyente. Puede utilizarse en conjunción con otros tipos de análisis, tanto fundamental como técnico.

Tipos de gráficos

El chartismo se apoya en los gráficos y estos representan la herramienta principal del analista. Vamos a verlos más de cerca qué tipo de representaciones tiene a su disposición.

En un gráfico de cotizaciones aparecen los precios previos del activo que queremos analizar. El gráfico se compone de dos ejes:

  • El eje de abscisas (Y): Señala el tiempo.
  • El eje de coordenadas (X): Señala el precio del activo.

chartismo melia

Ejemplo gráfico de cotizaciones de Meliá Hoteles

(Fuente: ProRealTime.com)

Un punto en el gráfico indica el precio que tenía el instrumento financiero en un momento determinado. Es la forma con la que podemos seguir su evolución y realizar el correspondiente análisis chartista.

Existen varias formas de construcción de estos gráficos. No obstante, en el trading suelen utilizarse tres tipos de gráficos de un modo recurrente.

Gráfico de líneas

Este gráfico muestra una línea uniendo los precios de cierre de cada momento temporal.

grafico de lineas

Gráfico de líneas de GBP/USD (libra esterlina contra el dólar de Estados Unidos)

(Fuente: investing.com)

Gráfico de barras

Este tipo de gráfico ofrece mayor información que el anterior. Muestra la formación del precio de un modo más preciso.

Cada barra corresponde a un período temporal (días, horas, minutos, etc.) e Indica el recorrido que el precio ha realizado durante ese período. Cuando el período concluye, la barra se cierra y se abre otra siguiente que aparecerá a la derecha. Avanzando de este modo por el eje del tiempo (eje de abscisas).

Gráfico de Barras de GBP/USD

(Fuente: investing.com)

Cada barra tiene dos líneas horizontales, perpendiculares, denominados tics. El tic de la izquierda marca el precio de apertura. El de la derecha marca el precio de cierre. Los puntos más altos y más bajos de cada barra se corresponden con el precio máximo y mínimo del período.

Podemos observar que en realidad cada barra nos está informando de cuatro datos fundamentales en el chartismo:

  • El precio de apertura.
  • El precio de cierre.
  • El precio máximo.
  • El precio mínimo.

Gráfico de velas japonesas

Los gráficos de velas o candlesticks son un modo de representación muy parecido a las barras. Aunque quizá sean más fáciles de visualizar y por este motivo suelen ser más utilizados en el trading y en los análisis chartistas.

ejemplo grafico de velas

Gráfico de velas japonesas de GBP/USD

(Fuente: investing.com)

Básicamente cada vela nos muestra la misma información de una barra, sólo que de un modo diferente.

Por una parte, tenemos el cuerpo de la vela. Es la zona más ancha y que marca la diferencia entre el precio de apertura y el de cierre.

velas japonesas

Existen dos tipos de velas:

  • Las que cierran por arriba de su precio de apertura (indicando un alza de precios en ese período temporal). Llamadas velas alcistas.
  • Las que cierran por debajo de su precio de apertura (indicando un descenso en los precios durante ese período temporal. También denominadas velas bajistas.

Para diferenciar unas y otras se representan los cuerpos en distintos colores. Normalmente, las velas alcistas suelen tener el cuerpo verde y las bajistas suelen ser rojas. Aunque pueden tener cualquier color (en muchas ocasiones podemos configurarlo). El único requisito es que las velas alcistas tengan el cuerpo de un color diferente al cuerpo de las bajistas, para poder distinguirlas.

Las líneas que puedan aparecer encima o debajo del cuerpo reciben el nombre de mechas o sombras. Representan el precio máximo y mínimo según estén arriba o abajo respectivamente del cuerpo de la vela.

En las propias velas, o barras, existe información chartista. Por ejemplo, una vela alcista que literalmente “envuelve” la vela bajista anterior indica un posible cambio de humor en el mercado y el final de una tendencia. Precisamente a este patrón se le denomina “envolvente” y puede darse en ambos sentidos. Como mostramos en las imágenes siguientes.

envolvente alcista

Envolvente alcista

envolvente bajista

Envolvente bajista

Existen otros patrones de velas que forman parte del chartismo. Las barras pueden ser utilizadas del mismo modo puesto que ofrecen la misma información. Pero quizá se utilizan más las velas para estos propósitos por su fácil visualización (el colorido del gráfico y el propio formato hacen que sean más efectivas para detectar patrones).

Información chartista

Además de la información de las propias velas (en solitario o en conjunción con otras, formando un patrón), hay una serie de elementos básicos que el analista debe identificar y observar muy de cerca.

Soportes y resistencias

  • Un soporte es una zona de precios en la cual aparece demanda. Por lo tanto, actúa como un suelo en el cual el precio de gira. En el chartismo se representa esta zona de precios con una línea horizontal.soportes y resistencias
  • Una resistencia es una zona de precios en la que aparece oferta. El precio no puede seguir subiendo a consecuencia del volumen de ventas existente y se gira a la baja. También se representa con una línea horizontal.soportes y resistencias

La diferencia entre un soporte y una resistencia es que, mientras el primero representa un suelo, la resistencia representa un nivel máximo o techo en las cotizaciones.

A la zona existente entre un soporte y una resistencia se le llama rango o canal lateral. Cuando se rompe un canal, tiene implicaciones sobre potencial recorrido de los precios. Pudiéndose establecer como objetivo mínimo de recorrido del mercado, la misma distancia existente entre su soporte y resistencia. Esto es, el ancho del canal.

canal lateral

Tendencias y canales

Una tendencia es una sucesión de máximos y mínimos en el precio. Cuando dicha sucesión es cada vez más arriba (máximos y mínimos más altos), se denomina tendencia alcista y puede representarse uniendo los mínimos mediante una línea diagonal con pendiente positiva. A esta línea se le llama línea de tendencia o directriz de tendencia.

directriz alcista

Por el contrario, una tendencia bajista, es una sucesión de máximos y mínimos cada vez más bajos y se representa con una línea diagonal con pendiente negativa que une los máximos decrecientes.

chartismo-tendencia-bajista

Las líneas o directrices de tendencia marcan un soporte o una resistencia en los precios (Según sea alcista o bajista). Se pueden considerar como la velocidad de avance en los precios.

Si a la directriz de tendencia se le traza una paralela que pueda unir los máximos en tendencia alcista (recordemos que la propia directriz une los mínimos) o los mínimos en tendencia bajista (en este caso, la directriz une los máximos), tenemos una zona en la cual los precios avanzan. Un rango diagonal al que denominamos canal y que nos indicará unas probables zonas tanto de soportes como de resistencias.

Así pues, existen tres tipos de canales… Son aplicables los mismos principios de recorrido de precios y objetivos.

tipos de canales

Figuras Chartistas

Sin olvidar lo visto en los apartados anteriores, que precisamente explican lo que vamos a tratar en esta sección, los gráficos van plasmando una serie de figuras. Cada una de las figuras se confecciona en base a tendencias, soportes, resistencias, máximos, mínimos y demás elementos de la información básica del chartismo.

El trader debe comprender que las figuras chartistas representan una serie de intereses, sensaciones y modo de pensar del mercado en su conjunto.

Si, por ejemplo, ante una tendencia alcista observamos que el precio no logra establecer un nuevo máximo, rebotando en la misma zona que el anterior (creando una resistencia); podremos concluir que el mercado no está preparado para seguir subiendo, puesto que aparece oferta en esa zona

Existe un claro interés en vender el activo en esa zona de precios. Si después la oferta supera a la demanda, el mercado descenderá. La tendencia alcista ha concluido. Los operadores no realizan compras tan fuertes porque sus impresiones en torno al mercado han cambiado. Esta figura tiene un nombre concreto (doble techo) y unas implicaciones que veremos a continuación.

Lo que realmente nos indican las figuras que identificamos en el chartismo son las consecuencias (implicaciones alcistas o bajistas) y los objetivos mínimos (o potencial recorrido de los precios). Estos aspectos son muy interesantes para configurar estrategias de trading.

En resumen, las figuras chartistas corresponden con un patrón psicológico de los operadores del mercado. No aparecen en los gráficos por capricho y, aunque tampoco son un método infalible (como cualquier otro), son elementos de análisis fiables. Ofrecen mucha información al operador.

Figuras de cambio de tendencia

Doble suelo

Esta figura debe aparecer en una tendencia bajista y anuncia el final de la misma. Cuando los precios establecen un mínimo y, dicho mínimo (que constituye el primer soporte) no puede ser superado a la baja.

El precio baja hasta el mínimo, una vez allí corrige al alza. Hasta aquí nada extraño, se supone que la tendencia continuará y que el precio logrará establecer un nuevo mínimo en el siguiente impulso bajista.

Pero no sucede así, el precio no es capaz de superar el mínimo anterior y marca en esa zona un soporte importante; volviendo a rebotar.

Lo curioso de este rebote es que supera el máximo de la corrección anterior. Rompe resistencia.

En este punto se espera que los precios avancen al alza, como mínimo, el mismo recorrido existente entre el soporte y la resistencia del máximo.

doble suelo

Nota: Tras la ruptura de una zona importante de soporte y resistencia, el mercado normalmente realiza un pequeño movimiento de vuelta hacia la línea recientemente rota. Este movimiento recibe el nombre de “Pullback”.

Doble techo

Es la figura inversa al doble suelo y el ejemplo que hemos puesto al comienzo de esta sección. Debe suceder en plena tendencia alcista y proclama un cambio de la misma.

En este caso, los precios no logran superar el nuevo máximo, creando una fuerte resistencia. La figura se completa cuando el precio desciende y rompe el mínimo de la corrección anterior. En este punto el precio puede descender, como mínimo, el mismo recorrido existente entre la resistencia y el soporte de la última corrección.

doble techo

Triples suelos y techos

Al igual que se forman los dobles suelos y dobles techos, el precio puede volver a la zona de soporte (o resistencia) antes de completar la figura. Estableciendo un triple suelo, o triple techo.

La figura en sí misma es igual, con las mismas implicaciones de precios. Se crea un rango lateral en la zona de suelo o techo.

Hombro – Cabeza – Hombro

El Hombro – Cabeza – Hombro (HCH) suele aparecer al final de una tendencia alcista. Es una de las señales más fiables existentes en el chartismo. Además, es de las más habituales en los gráficos.

HCH hombro cabeza hombro

La figura se desarrolla de la siguiente manera:

  1. El precio está en tendencia alcista, realiza un nuevo máximo y corrige. Lo normal hasta ahora, se puede esperar que haga un nuevo máximo.
  2. Así sucede, el precio, tras la corrección, realiza un nuevo máximo y vuelve a corregir. Pero esta nueva corrección es más profunda. No tiene por qué llegar al mismo nivel que la anterior, pero se queda en una zona proporcionalmente parecida.
  3. Esto ya nos debe poner alerta, se ha creado un soporte entre ambas correcciones (más o menos están en la misma zona, aunque puede existir un poco de pendiente entre los dos mínimos). Esta línea que une los dos mínimos se le denomina “neckline” o línea de cuello (también se le conoce como “línea clavicular”). Al máximo creado se le llama “cabeza”.
  4. Ahora el precio realiza un nuevo impulso y… sorpresa, no logra alcanzar el máximo anterior, quedándose en una zona proporcionalmente parecida al máximo previo. Formándose de este modo el hombro derecho, proporcional al hombro anterior (hombro izquierdo).
  5. Finalmente, el precio cae y la figura se habrá completado cuando supere la “neckline” (línea de soporte que une los mínimos de las correcciones previas).

Los objetivos de recorrido son, como mínimo, la distancia existente entre la cabeza y la “neckline”, desde su punto de ruptura.

Hombro – Cabeza – Hombro invertido

Es la misma figura, sólo que en sentido inverso. Se produce tras una tendencia bajista y anuncia un alza en los precios.

Las implicaciones en cuanto a recorrido de los precios son las mismas (desde la cabeza hasta la “neckline” en su punto de ruptura).

hombro cabeza hombro invertido

Suelos y techos redondeados – Figuras en “V”.

Indican un cambio de tendencia, pero esta vez por agotamiento de la misma. En el caso de los suelos redondeados, o soperas (como se les suele llamar) se explica porque la oferta se está acabando, pero a su vez no existe una demanda efectiva que empuje a los precios al alza con impulsividad.

Para los casos de tendencias alcistas, suele ser menos común puesto que los mercados caen por su propio peso. Sin embargo, también se produce de vez en cuando. En este caso, la demanda (las compras) se van acabando poco a poco, pero todavía no se están produciendo ventas agresivas.

suelo redondeado

A diferencia del resto de figuras del chartismo, en estas no existe un objetivo de precios concretos. Simplemente son un modo de informarnos que la tendencia está tocando a su fin por puro desgaste de la misma.

Lo contrario sucede cuando el mercado se gira en “V”, esta figura chartista indica que de golpe y porrazo aparece una gran demanda en el mercado y la oferta es abatida de un modo súbito. La tendencia alcista está servida.

vuelta en v

También existe el patrón de “V” invertida, solo que esta vez aparece en las tendencias alcistas e indica que la oferta ha surgido de las sombras de un modo agresivo. Lo más probable es que los precios sean empujados a la baja, iniciándose una tendencia bajista, aunque sólo sea por inercia.

Figuras de continuación de tendencia

Las figuras de continuación de tendencia nos indican que se está produciendo una corrección en la tendencia de fondo. No el fin de la misma.

Las impulsos y correcciones son los que dan forma a las tendencias. Los impulsos son movimientos más fuertes y largos que logran superar los máximos (o mínimos) anteriores. Por el contrario, las correcciones son un movimiento inverso que tan sólo representan un descanso del impulso. Son movimientos más cortos y menos agresivos.

No obstante, las correcciones no siempre tienen que ser simples, de hecho, no es así en un gran número de casos. No se trata de un simple descanso para después continuar el camino. Pueden ir dibujando unas figuras. A este tipo de correcciones se les denomina correcciones complejas. Un simple rango lateral en mitad de una tendencia alcista puede ser una corrección compleja.

Triángulo simétrico

Se produce un triángulo simétrico cuando existe una verdadera batalla entre la oferta y la demanda. Los precios dibujan máximos cada vez más bajos (típico de las tendencias bajistas), pero los mínimos no los corresponden y a la vez son más altos… El precio se estrecha cada vez más. El rango se comprime.

chartismo triangulo

La cuestión es, ¿quién se llevará el gato al agua? La teoría nos dice que, si la tendencia de fondo es alcista, el triángulo, por ser una figura clásica de continuación, tiene mayores probabilidades de romper al alza (lo mismo puede decirse si la tendencia es bajista). Sin embargo, el analista debe estar atento para ver que directriz es la que se rompe primero; puesto que, en algunas situaciones, la fuerza contraria puede vencer.

Un triángulo, por lo tanto, es una de las figuras más imprevisibles que se suceden en el chartismo.

No podemos dar por completado un triángulo hasta que no rompa por algún punto, esto es válido para todas las figuras chartistas.

Si la figura falla y no llega a romper el punto que teníamos en mente (sea un soporte, una “neckline”, un triángulo, etc.), la figura no es válida. Será considerada como un intento fallido. Una situación en la que el mercado ha cambiado su humor en el último momento.

Los objetivos de precios de un triángulo simétrico son igual a la distancia existente desde su base. Es decir, desde su zona de máxima amplitud. Medida desde el punto de ruptura.

Triángulos ascendentes y descendentes

Se trata de otras especies de triángulos:

  • El triángulo ascendente está formado por una serie de máximos laterales (resistencia) y una serie de mínimos crecientes. Indica una probable ruptura al alza y sus objetivos mínimos son el mismo recorrido de su base.triangulo ascedente
  • Por otra parte, el triángulo descendente se caracteriza por representar una serie de mínimos laterales, formando un soporte. Sus máximos son decrecientes. Tiene implicaciones bajistas cuyos objetivos de recorrido mínimos son los mismos (la base del triángulo).triangulo descendente

Banderas y banderines

Las banderas y banderines se forman tras un fuerte impulso del mercado, ya sea alcista o bajista. En este punto, se toma un respiro y forma una pequeña corrección. Los operadores están tomando pólvora para volver a disparar.

chartismo banderin

Estas figuras se forman de la siguiente manera:

  1. Una bandera comienza con un impulso previo potente – una línea recta o casi recta, formada en unas pocas velas – a este movimiento se le llama “mástil”.
  2. Después el precio descansa formando un pequeño canal (normalmente el canal es contrario a la tendencia de fondo).
  3. Tras romper dicho rango, la distancia potencial de recorrido mínimo es la misma que el mástil. Tomada desde el punto de ruptura del canal o rango.

Un banderín es prácticamente la misma figura, sólo que, en lugar de dibujar un canal, el mercado dibuja un pequeño triángulo simétrico. Las implicaciones son las mismas y los objetivos potenciales de precios son idénticos.

Cuñas

Las cuñas son a menudo confundidas con los triángulos, sin embargo, tienen una característica diferenciadora: Mientras los triángulos simétricos se representan mediante dos directrices, una alcista y otra bajista; las cuñas tienen las dos directrices en el mismo sentido.

cuña alcista

Es decir, una cuña alcista representa un período en el que los precios se estrechan o convergen. Pero en ningún caso el mercado se cierra de igual modo que en el triángulo simétrico. Avanza en un sentido.

Las cuñas suelen inclinarse (es decir, avanzan) en la dirección contraria a la tendencia de fondo. Creando una corrección compleja. Si la figura se completa como es debido, la tendencia continuará. Bajo esta premisa, se puede considerar que una cuña ascendente tiene implicaciones bajistas y viceversa.

También se suelen dibujar cuñas como un patrón de agotamiento de la tendencia, indicando así un cambio tendencial. La diferencia es que estas cuñas se forman en el mismo sentido que la tendencia de fondo. Debido a que pueden existir estos dos tipos de cuñas, con implicaciones contrapuestas, se cree que la cuña no es uno de los patrones más fiables.

cuña de agotamiento

Ejemplo de una cuña de agotamiento de tendencia

Sin embargo, la pregunta es sencilla: ¿Avanza la cuña en el mismo sentido que la tendencia preexistente? En caso afirmativo podremos dilucidar que se trata del segundo tipo. Anunciando un agotamiento de los precios. No es una corrección para después reanudar la tendencia.

Sea como fuere, el caso es que cuando los precios superen alguna directriz tendremos un objetivo mínimo de recorrido en los precios. Cómo mínimo será la parte más ancha de la cuña, o base.

Reseña al volumen

Todos los elementos del chartismo se apoyan en el volumen de transacciones para otorgarle fiabilidad y validez. Existiendo de este modo una cierta relación importante entre el método Wyckoff (análisis del precio y del volumen) y el análisis chartista.

volumen

Para identificar y aplicar bien las figuras chartistas; así como la validez de los soportes, resistencias y directrices de tendencias (también para validar la fiabilidad de su ruptura) deberemos atender en gran medida al volumen; sus aumentos y disminuciones conforme se completa el patrón.

El chartismo representa una forma de observación de los gráficos y la obtención de conclusiones sobre el comportamiento del mercado. No es un simple trazo de líneas, comprende un estudio más profundo. Cada línea y cada figura del chartismo tiene sus matices y su razón de ser. Esto es precisamente lo que trata de dilucidar un analista.

trader profesional

¡NO TE VAYAS SIN REGISTRARTE!


90% DTO


Regístrate y te mandaremos un cupón descuento para tu primera píldora.

¡Estamos en lanzamiento!


 
close-link